Semillas Autoflorecientes Feminizadas

Este tipo de semillas de marihuana tienen la particularidad de que no necesitan que llegue l'otoño o cambiar el timer para florecer. La razón de este particular fenómeno, es que todas las semillas autoflorecientes son híbridos del Cannabis Ruderalis, un tipo de planta muy común en la estepa siberiana, y que por las particularidades de esas latitudes, al haber pocas horas de luz en invierno, tienden a florecer por si mismas en un periodo que va de seis a siete semanas.

Esta especie de cannabis, base de las semillas autoflorecientes, fue descrita por primera vez por botánicos soviéticos en 1924, y su nombre en latin significa, literalmente, “al lado de la carretera” puesto que este tipo de planta se encuentra de forma muy habitual en las veredas de los caminos de toda Asia Central, aunque también puede ser encontrada en el Este de Europa, y en Canada.

El origen de las semillas de marihuana autoflorecientes hay que buscarlo a mediados de los años ochenta del pasado siglo XX, cuando un cultivador holandés, conocido como Neville, comenzó a realizar experimentos al cruzar cepas de Ruderalis, traídas desde Siberia, con plantas de Sativa mexicana.

A partir de mediados de los años noventa, la experimentación y el trabajo de muchos cultivadores de lugares como Canada u Holanda, hizo crecer el interés por este tipo de semillas, propiciando que, desde los inicios del siglo XXI, el cultivo de variedades autoflorecientes se haya convertido en un fenómeno global.

¿Cuáles son las principales ventajas de las semillas autoflorecientes?

- Resistencia: Las semillas de cannabis autofloreciente, debido a su particular hibridación, son bastante resistentes al frío, las plagas, y las enfermedades.

- Su cultivo es rápido: En comparación con las semillas de cannabis feminizadas, y sobre todo con las regulares, las semillas de marihuana autofloreciente destacan por su velocidad de floración, ya que en apenas siete semanas y media tendremos una planta totalmente florecida, y lista para que sus cogollos sean cortados y puestos a secar.

- Cultivo de guerrilla: No importa qué tipo de suelo utilizamos para plantar este tipo de semillas, ya que el hecho de que sean plantas híbridas de ruderalis, las hace bastante poco exigentes en comparación con las semillas "clásicas". Su pequeño tamaño hace ademas que sean ideales para cultivar en espacios camuflados.

- Multiples cosechas: Utilizando autoflorecientes en exterior, tendremos una cosecha abundante, y en menos tiempo que utilizando las semillas feminizadas habituales. Ademas podemos cultivar en cualquier época del año independientemente de la estación en la que nos encontremos, debido a las particulares características de la Ruderalis.

En Ministry Of Cannabis llevamos más de diez años trabajando con nuestros breeders, expertos holandeses y españoles que nos han permitido de desarrollar variedades de semillas de cannabis autoflorecientes de la mas alta calidad y aptas tanto para su cultivo en exterior como en interior.

Si estas buscando cultivar tus propias plantas de marihuana te invitamos que visites nuestra pagina web, en donde encontraras un catalogo con dieciocho variedades únicas (9 feminizadas, y 9 semillas autoflorecientes), así como multiple información sobre germinación, cultivo, y cuidados para obtener una cosecha de éxito.